Consejo estatal de COCEMFE

10.06.2020 17:00

En la tarde del miércoles 10 de junio, se ha celebrado el Consejo Estatal de COCEMFE. Tras el saludo de bienvenida del presidente de COCEMFE, Anxo Queiruga, comienza el Consejo Estatal, realizado por vía telemática, según lo previsto del orden del día.

 

Se revisó y aprobó la memoria de actuación 2019, el balance anual, balance provisional, así como el Plan de actuación para 2020, que se presentará en la Asamblea.

 

Algunos de los temas tratados son la falta de pago de cuotas de varias entidades, pero que dada la situación actual del Covid-19 no se suspende su derecho a la participación en las asambleas. Se repasa la situación económica de la Fundación ONCE, afectada por la falta de ingresos de la venta del cupón suspendida por la pandemia. Por ello, se estiman unos recortes de ayudas a las entidades que se adscriben a la convocatoria de una media de un 30%. Aunque se tiene una previsión de reiniciar la venta del cupón en otoño, se haría por fases, comenzando quienes tengan un espacio fijo (quiosco) y no estando segura una actividad de los vendedores ambulantes dada la incertidumbre que subsiste para establecer un calendario de reincorporación total.

 

En relación a otras vías de ingresos figura la recaudación del impuesto sobre sociedades. Se piensa en un co-reparto con programas de cooperación y no se ha cerrado en la actualidad todos los términos de la fórmula de convocatoria en concurrencia competitiva del tercer sector con respecto a este impuesto.

 

En cuanto a la adquisición de material de protección en centros y servicios, dependientes de las entidades de COCEMFE, se explican las grandes dificultades en su adquisición, la poca garantía en la recepción de los pedidos y en la certificación de los EPI, la carestía y variabilidad de los productos. Este tema se alarga según la evolución de la realidad de la pandemia y exige esfuerzos continuados por parte de quien lo gestiona.

 

Surgieron igualmente comentarios sobre empleo, ayudas técnicas y otros temas pendientes, ralentizados por la situación de impasse provocada por el Covid-19.